Detuvieron a un agente de la Policía acusado de violar a un niño de 11 años

Un agente de la Policía de Misiones de 24 años fue detenido en la localidad de Guaraní, acusado de violar a un menor de 11 años de edad, a quien además le exigía fotografías de sus partes íntimas, confirmaron ayer fuentes de la fuerza. Por el hecho interviene la Comisaría de la Mujer de Oberá y las autoridades del Juzgado de Instrucción Dos de la misma localidad.

Según pudo establecer El Territorio en base a diferentes voceros consultados, la aprehensión se concretó en la misma casa de la víctima, casi in fraganti, cuando el acusado llegó pensando que iba a encontrarse con el niño. Sin embargo, era un trampa de investigadores encubiertos que lo esperaban en el patio.
El sujeto quedó inmediatamente apresado y fue alojado en una celda de la Comisaría Quinta de Oberá. Fue identificado como Joaquín S., quien prestaba servicios en Posadas, precisamente la División Montada. Ayer la Jefatura de la fuerza informó oficialmente que ya fue apartado.
El procedimiento se inició debido a que la madre de la víctima notó actitudes extrañas y decidió indagar para saber qué le pasaba. De esta forma, el niño -cuya identidad se preserva para no revictimizarlo- terminó contando su padecimiento.
En primer lugar expresó que desde un número de teléfono desconocido le solicitaban fotografías de sus partes íntimas y agregó que el efectivo le insistía desde su línea que lo haga. Incluso lo amenazaba con hacer trascender imágenes suyas a grupos de WhatsApp.
El niño fue más allá y relató que hace más o menos un mes, luego de la insistencia del funcionario público, se escapó y ambos fueron hasta un descampado donde se produjo el ultraje.

Mismo teléfono
Los efectivos policiales que intervinieron en el caso determinaron luego que el número desconocido que le enviaba mensajes al menor no era nadie más que el agente, debido a que escribía de forma similar. De esta forma, se dio intervención a la Brigada de Investigaciones, quien fue la encarga de montar el operativo ya descrito.
En poder del implicado se incautaron dos teléfonos celulares y su credencial. El joven no tiene armas a su cargo.
Por orden del Juzgado de Instrucción Dos de Oberá, Horacio Alarcón, también se procedió a allanar la casa del implicado. Allí los efectivos incautaron otros tres dispositivos móviles que serán sometidos a pericias por Cibercrimen de la Policía de Misiones.
Joaquín S. (24), que pertenece a una familia de tradición policial, aguardará tras las rejas la citación a audiencia indagatoria. En la misma se le imputarán formalmente de los delitos por el cual se lo acusa y tendrá la posibilidad de dar su versión de los hechos o bien abstenerse a declarar.
Según las investigaciones llevadas adelante hasta el momento, el niño fue presuntamente captado mediante un juego online. Por otra parte, se dispuso la activación del protocolo de Grupo Asistencia Forense.

En cifra

5
El agente tenía en su poder dos teléfonos celulares y ensu casa hallaron otros tres aparatos que serán peritados por Cibercrimen.

E Territorio.