Un asentamiento con muchas necesidades y sin atención

Las inundaciones en Oberá dejaron al descubierto las necesidades de los asentamientos. Falta de caminos, energía, agua potable. Los vecinos se organizarán para tener una comisión vecinal.

Al final de la calle Orcadas, en el barrio Villa Blanquita, se encuentra el arroyo M´botaby que causó inundaciones en ese sector por un puente mal construido, obra que llevó adelante la Municipalidad de Oberá. Pero esa zona está en el límite de varios barrios y se formó un asentamiento hace más de 10 años con varias necesidades insatisfecha.

“Lo que planteamos es la necesidad de aperturas de calles, que puedan arreglar el puente que es primordial, porque cualquier lluvia que viene, se inunda todo, además una ambulancia no entra por el mal estado de las calles”, empezó contando Gabriel, un vecino ante la requisitoria periodística.

En la recorrida por el asentamiento, los vecinos fueron mostrando y contando las peripecias que viven día a día, con más reclamos, “el agua, es necesario la extensión de la red, hay dos canillas públicas pero el caudal de agua no llega a las canillas, la gente tiene que carrear el agua con baldes hasta 300 metros”, manifestó.

Respecto a la energía eléctrica reconocieron que hay muchas casas conectadas en un solo pilar, esto produce que no se pueda utilizar duchas eléctricas o heladeras porque saturan las líneas. Manifestaron que de un solo pilar tienen 20 conexiones.

En el barrio o asentamiento hay familias que viven hace más de 10 años y es una población con más de 100 familias con diferentes necesidades, falta de una casa adecuada o techo para un mejor vivir.

Las promesas políticas siempre estuvieron presentes en cada etapa de campaña electoral, “en tiempos de elecciones vino la municipalidad y abrió camino e instalo algunas mini-casas, hizo una plaza, dónde instalo asientos y mesas de cemento, después nunca más vino, dicen que las máquinas no pueden pasar el arroyo, pero como antes de las elecciones vinieron con la máquina”, se quejó Gabriel.

Para poder realizar pedidos y estar representados, organizan una comisión barrial, “estamos organizando con los vecinos un par de reuniones, para tener una comisión, de esa manera podemos gestionar soluciones en el municipio y que no sigan mirando para otro lado”.

El Territorio.