La pareja denunciada en Misiones habría estafado a su propia familia por más de $12 millones

En los últimos días María Leticia Zapata tuvo trascendencia nacional al confirmarse que estafó a miles de misioneros que donaron alrededor de 400 mil pesos para que pueda someterse a un supuesto tratamiento experimental contra el cáncer en Buenos Aires.

Fingió estar en una etapa terminal de la enfermedad y su historia conmovió, pero después se supo que todo fue un engaño perpetrado supuestamente en complicidad con su marido, el abogado Matías Leonel Poberezny, sindicado como el cerebro de las maniobras que se habrían repetido una y otra vez con el único objetivo de conseguir dinero.

Sobre Zapata pesa un pedido de captura dispuesto por la Justicia de Misiones en razón de la denuncia que radicó una médica del hospital Madariaga de Posadas cuyo nombre y selló figura en el falso certificado que exhibió la estafadora para lograr convencer a las víctimas.

Pero sus engaños no solamente afectaron a extraños, sino aparentemente también a la propia familia de Poberezny a la que habrían despojado -con diferentes tretas- de 120 mil dólares (más de 11 millones de pesos argentinos al cambio oficial) y 800 mil pesos.

Fue el padrastro y víctima del abogado, Claudio Juárez, quien reveló tal situación en diálogo con el programa Acá te lo contamos (Radioactiva 100.7) y en ese contexto afirmó que los sospechosos podrían haber escapado a Paraguay.

El hombre contó que su suegra (abuela de Poberezny) había vendido unos galpones en Buenos Aires y decidió repartir en partes iguales el dinero, quedándose ella con 60 mil dólares y le entregó una suma igual a su hija (mamá de Poberezny).

“El año pasado, antes de la pandemia, a mi suegra le sacaron de adentro de su casa los 60 mil dólares y dejaron billetes falsos. El único que tenía llaves y entraba a esa casa era Matías, lo dije, pero nadie quiso denunciarlo porque era de la familia y para variar casi me separo pero no había otro argumento”, recordó y agregó que “en esa situación me entero que también había llevado los 60 mil dólares de mi señora, su propia madre. Bajo engaños le sacó diciendo que lo iba a cuidar porque era peligroso tenerlos en la casa. Desde ese momento desapareció”.

Juárez acotó que inmediatamente después Poberezny y Zapata “se fueron a Panamá” donde vivieron durante un tiempo, hasta que regresaron a Buenos Aires y enterado de eso “lo fui a buscar al departamento pero no estaban, desaparecieron nuevamente. No supimos más nada de ambos durante varios meses”.

María Leticia Zapata es buscada por la Policía de Misiones.

Un llamado y el préstamo

“En agosto del año pasado llamaron a mi señora desde el Banco Francés por un préstamo de 800 mil pesos que supuestamente había sacado. Fuimos a la sucursal de Mar del Plata y nos enteramos que habían sido Matías y Leticia los que retiraron ese dinero y que todos los trámites lo hicieron vía online, que en ese momento era la forma de gestionarlos por la pandemia”, lamentó el hombre.

En esa línea dijo no saber “cómo lo hicieron pero Matías dejó a su propia madre a cargo de un fraude de 800 mil pesos en el banco más los 120 mil dólares que robó y lo mismo hicieron con amigos y otros integrantes de la familia de los cuales tenían acceso a datos personales y podían tramitar préstamos online”.

“Les salió bien una vez y lo empezaron a hacer y hacer y ya no les importó más nada. Siempre inventan algo, crean historias para recaudar dinero y mucha gente les ayuda. Estafaron en Misiones pero también a su familia. Mi señora ahora está endeudada, mi suegra se quedó en la ruina y estamos pasando miles de malos momentos como consecuencia de eso. Matías arruinó a su propia familia”, lamentó Juárez y reiteró sobre el final de la charla que la búsqueda de ambos apunte hacia Paraguay “porque siempre decían que se iban a instalar en ese país”.

El Territorio.